Gran parte del trabajo en el diseño gráfico es ENTENDER que el cliente quiere transmitir la mayor cantidad de información a su público de la forma más directa y atractiva. Por lo tanto el diseñador debe guiar al cliente en la clasificación y priorización y dirección de to jugar con las formas, los colores y la composición para encontrar la armonía ideal de cada pieza de comunicación.